Eduardo Galeano

Loading...

miércoles, 25 de febrero de 2015

Fracking: Energías fósiles y nuevas enfermedades.




Parece la panacea, ya tenemos energía para cien años más, lo que unido al petróleo nos da unos 160, 170 años de tranquilidad, eso sí, a precios desorbitados enriqueciendo a los de siempre y con la tranquilidad de poder aumentar la población mundial otros 2.000 millones a quien vender la porquería de productos obsolescentes que nos hará felices.

   Pero veámoslo por partes: las energías nos permitieron crear un sinfín de productos, que nos dan la posibilidad de aumentar nuestra supervivencia unos 20 años. Claro que esta es un poco irrealista, pocos son los que la aprovechan, la mayoría pueden sufrir Alzheimer y varios tipos de demencia, las cuales son atentamente atendidas por el estado, con su Ley de la dependencia, también escrita y tan mal interpretada por el gobierno. Pero ello no es lo importante, lo mejor es que durante cierto tiempo consumiremos y mejorara el PIB, aunque luego nos desahucien como es lo lógico en este casi país.

   La revolución industrial, permitió la fabricación de  productos cada vez más exactos y más pequeños, que nos dieron  la posibilidad de tener un progreso significativo, con una mejora en la salud y el descubrimiento de fármacos que nos inmunizaban contra las enfermedades  ( sobre todo en la infancia ) alargaron los años vividos y nos dieron el fantasma de la inmortalidad;  todo ello se consiguió con la explotación de los combustibles fósiles y luego la energía nuclear, pero ello produjo una serie de enfermedades desconocidas hasta entonces, la mayoría provocada por el impacto medioambiental en el entorno.

Ahora tenemos el Fracking, el cual según los resultados que se empiezan a ver, contamina el subsuelo, envenenando los pozos y los acuíferos subterráneos, sobre ello tenemos un trabajo, ya visto en el programa En Portada, recientemente emitido en TV
Unos aseguran al equipo del programa que el fracking dispara la actividad sísmica, mientras que otros lo niegan. Unos dicen que la fractura hidráulica desperdicia agua por toneladas y otros replican que menos que un campo de golf. La polémica está servida

Lo que sí es cierto es que con esta técnica se destruye la roca, que es la base de sustentación del suelo, lo cual produce pequeños terremotos, allanado el camino de la actividad sísmica, veremos cómo se comportara esta, cuando las placas tectónicas de la tierra provoquen un terremoto de magnitud -6- . Lo que sí es cierto que las enfermedades que provoca estas fugas ya están aquí;  ¿seremos capaces de pararlas?

   También es cierto que la energía nuclear es segura???  Véase lo ocurrido en Japón y anteriormente en Rusia.


Como alguien del pueblo comento;  y si en lugar de dejar un mundo mejor a nuestros hijos, dejamos mejores hijos a este mundo.